Para ver: Better Call Saul

A casi un año y medio del último capítulo de Breaking Bad, que nos dejó un vacío enorme, siendo una de las mejores series de la historia para muchos (incluidos IMDB y MetaCritic) se confirmó que su precuela: Better Call Saul arranca en Netflix Latinoamérica los próximos 9 y 10 de Febrero de 2015 (capítulo 1 y 2).

Gran noticia, considerando que en Estados Unidos se estrena apenas un día antes. Cabe mencionar que no es una serie de Netflix de las que lanzan todas juntas, sino una serie ajena que sale por TV y mantiene su ritmo normal, es decir, un episodio nuevo a la semana, para ser más directos: todos los martes.

La serie arranca 6 años antes de que Saul Goodman conozca finalmente a Walter White y de origen a la Breaking Bad que ya vimos, amamos y extrañamos un poco todos los días.

Calcos de Auto

1553256_925862437423836_8932649581470562733_o

A la hora de manejar por Asunción y sus alrededores uno está tan pendiente procurando evitar, esquivar o sobrepasar como pueda los innumerables baches de todos los tamaños (o motos) que sobran en nuestra “bella” ciudad.

Y, por ende, dejamos de observar pequeños detalles que hacen de nuestros caminos algo todavía más pintoresco: las calcomanías de los autos.

Capaz sea la necesidad de diferenciarse, de llamar la atención, una forma de protesta o lo que fuera pero hay cada genialidad en cada parabrisas (y cada burrada también) que por fin nace un proyecto que tiene la necesidad de recopilar a este nuevo (y no tan nuevo) fenómeno. Les presento a Calcos De Auto que se autodescribe así:

Los parabrisas también son una forma de expresión. Espacio dedicado a esas perlitas ambulantes que adornan y dan un sabor especial a las calles.

Háganse fans del proyecto: en Facebook y siganlo en Twitter @CalcosDeAuto.

4 recomendaciones para renovarnos en lo digital

1144395_32047816

Con el 2015 ya instalado entre nosotros y las ganas de “comerse al mundo” con un montón de planes, deseos y objetivos alcanzables (o no), mejor digeridos corresponde darse un pequeño refresh en algunos lugares que si bien no son físicos, ocupan una cantidad considerable de horas en nuestro día a día.

“Hay que tener la casa ordenada”, y esto se aplica también a nuestra vida digital. Por eso, les comparto cuatro recomendaciones para llevar a cabo y airear estos lugares, que a veces influyen más de la cuenta en nuestro estado emocional.

Seguir leyendo…

Círculos

622

Mientras hacíamos las maletas y llenábamos una caja de cartón en la que escribí “frágil” con una pésima caligrafía, Sofía dibujaba círculos en una hoja de papel arrodillada en el suelo. Desde donde estaba, juntando los últimos sollozos de esa habitación, se podía ver una cantidad importante de estos círculos que no dejaban de aparecer.

Distintos colores, clases y tamaños desfilaban bajo sus manos. Sofía ni se inmutó de mi creciente curiosidad que se hacía cada vez más obvia. Seguía. Sin cesar. Círculos y más círculos. No tenía planes, ni ganas de tomarse un respiro y mucho menos de detenerse.

Pensé que en algún momento, estos círculos, podían ser parte de algo más, unirse en algún punto y fusionarse en una pieza de arte, en una inocentada de niños digna de un lugar importante en el museo de la ciudad o, por lo menos, para erguirse orgulloso en el lugar más visible de la heladera. Pero no. Los círculos, semi círculos y formas ovaladas, seguían apareciendo a diestra y siniestra, sin pies, sin cabezas y sin ganas de dejar de hacerlo, a pesar de que casi no quedaba espacio.

Lejos de hacer una pregunta que satisfaga mi intriga, cerré esta última caja torpemente, siempre fui terrible en lo que a manualidades respecta.

Tomé las cosas que podía y emprendí un viaje más, de los tantos que ya había hecho ese día, para terminar de cargar el auto rebosado que prácticamente panzeaba, por todo el peso que no acostumbraba cargar. Salí de la habitación lo más despacio posible, no quería incomodar a Sofía. Eran sus círculos y ella. Ella y sus círculos. Seguir leyendo…

Sucedió: PLEIESTEISHON PERSUEISHON

El jueves 27 de noviembre pasado, ocurrió el “PLEIESTEISHON PERSUEISHON” una muestra de pintura de 4 artistas emergentes, que con un juego de palabras, formas y colores nos mandaron de una patada voladora a aquellas largas horas frente a los jueguitos de consola. El evento tuvo lugar en Barbarella (Herrera 875 c/ Tacuary), un boliche con mucha onda que habría que ir teniendo en cuenta.

Mar Dioverti, Ludmila Cruzans, Rubén Villalba y, mi amigo personal, David “Chicky” Paredes, nos hicieron jugar con la imaginación en una galería alternativa, ofreciéndonos sensaciones de calma con sus contrastes que se expresaban en formas de rostros desfigurados, ojos intimidantes, figuras antropomorfas y toda la psicodelia que nos remiten a seres imaginarios.

Pilsen, dentro de su campaña “Sabemos lo que queremos” y con todo el calor que se hizo, por suerte se hizo presente poniéndole ese toque en forma de botellitas que siempre cae bien.

La muestra consistió en alrededor de 20 obras inéditas que estaban a la venta, tuvimos la suerte de presenciar intervenciones en vivo y de la música en vivo de la mano del dúo acústico-ambient Ayamama (España).